Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Los ojos pueden expresar más que nuestras palabras. Es uno de los focos de atención de nuestro rostro y denotan cómo nos sentimos, delatando, incluso, nuestros sentimientos.

Tratamiento contorno ojos

La piel de su contorno es más fina y delicada, lo que la hace más sensible a las exposiciones externas del frío, el sol y el viento, la polución, etc. y además, está sujeta a constantes gesticulaciones y parpadeos, lo que favorece que su aspecto envejezca más rápidamente. Es por ello, que debemos cuidarla atendiendo su particularidad y utilizar productos específicos para esta zona.

CUIDADO 1: LIMPIEZA

Eliminar las impurezas y los restos de maquillaje permitirá preparar a la piel para aprovechar al máximo las propiedades de los tratamientos que nos apliquemos antes de dormir. A la hora de deslizar el disco de algodón debemos evitar frotarnos los ojos de una forma brusca ya que se puede estropear esa zona tan delicada.

Una forma suave de hacerlo es colocar sobre el párpado con los ojos cerrados el disco de algodón empapado con un desmaquillante y presionar durante unos segundos. Después, lo movemos de la parte superior del párpado hasta las pestañas y luego debajo del ojo. Esta operación hay repetirla todas las veces necesarias hasta que el algodón salga blanco.

CUIDADO 2: TRATAMIENTOS CONTORNO OJOS

El tratamiento que apliquemos debe ser una crema específica para la zona periocular. Esta zona debe posee 22 músculos que se están moviendo constantemente, por lo que la piel del contorno del ojos es más fina para facilitar su movilidad. Además, su película hidrolipídica es más delgada y contiene pocas fibras de colágeno y elastina, por eso es más propensa a la sequedad y a la deshidratación, y provoca que los signos de la edad y el cansancio se hagan más evidentes.

Los productos para este área poseen una textura más ligera, ya que al ser más fina, en caso contrario, aportaríamos demasiado peso. Para ralentizar su aspecto envejecido, debemos utilizar cosméticos regenerativos que ayuden a las células en su proceso de regeneración nocturno.

El modo de aplicar el producto también es importante. Lo ideal es aplicarlo en la parte ósea del contorno del ojo y extenderla con pequeños golpecitos del interior al exterior, y así estimularán el flujo sanguíneo de la zona.

aplicar contorno ojos

CUIDADO 3: DORMIR BIEN

El sueño también es un elemento primordial a la hora de conservar una bonita mirada. Descansar correctamente facilita tener los ojos relajados, parpadear menos y evitará la aparición de bolsas provocadas por la retención de líquidos y el cansancio. Si tenemos los ojos hinchados, lo mejor es aplicar frío para descongestionarlos. También pueden usarse parches anti-fatiga para los ojos, metiéndolos antes a la nevera para que hagan más efecto.

CUIDADO 4: PROTECCIÓN SOLAR

El sol, como en el resto de la piel del rostro, es perjudicial, pero en el área periocular su perjuicio es aún mayor, por eso es imprescindible el uso de gafas de sol y de cremas solares de muy alta protección.

CUIDADO 5: ALIMENTACIÓN Y VIDA SALUDABLE

La alimentación puede ser también una aliada. Una alimentación rica en fibras y en bioflavonoides, presentes en grandes cantidades en el alforfón, la soja, el té verde, las manzanas, la uva, el arándano, el aciano, ete, permitirán mejorar la microcirculación. La vitamina A es igualmente primordial para los ojos, pues facilita la eliminación de ojeras y bolsas: tomates, pimientos, espinacas, zanahoria, albaricoques, etc…

Llevar una vida saludable y seguir unos hábitos de higiene y cuidados correctos repercuten en nuestra salud y, por tanto, en nuestra belleza.